Rafa Nadal se sumó al lamento del mundo del deporte por la muerte de Kobe Bryant. Lo hizo después de ganar a Nick Kyrgios en octavos de final del Abierto de Australia. «Qué puedo decir, me he levantado esta mañana con esta terrible noticia y estoy super triste. A las siete de la mañana he mirado he mirado el móvil un momento y he visto la noticia que alguien me había mandado por whatsapp. Aunque no tuviéramos relación, al final has estado creciendo con él, con sus increíbles triunfos. Nos habíamos encontrado alguna vez, pero no le había tratado. Teníamos un amigo común, Pau Gasol, que pasó mucho tiempo con él. Sé que era un gran trabajador, una inspiración para el mundo del deporte. Estará en nuestras mentes y corazones para el resto de nuestras vidas. Es uno de los más grandes deportistas de la historia, y se merece un gran aplauso. Que descanse en paz y aunque no haya consuelo para algo así espero que su familia lo lleve de la mejor manera posible».

Sobre su partido ante Kyrgios, comentó: «Jugando contra él sabes que estás al límite y tendrás pocas ocasiones de break. Creo que he jugado un buen tie-break en el tercer set; después, en el cuarto, parecía que tenía el partido encarrilado, pero siempre hay nervios cuando sacas para ganar el partido. Estoy feliz, porque he tenido la capacidad de reponerme mentalmente. Yo en el cuarto set tenía la sensación de que estaba mucho mejor que él, pero tiene ese saque… Juegas contra un sacador y sabes a lo que te expones: haces un mal juego y ya estás con el agua al cuello».

Nadal se enfrentará en cuartos de final contra el austriaco Dominic Thiem, quinto jugador del mundo, y con el que se ha enfrentado 13 veces, con nueve triunfos para el mallorquín, incluidas dos finales de Roland Garros. La última vez que se enfrentaron fue precisamente en París, con victoria de Rafa por 6-3, 5-7, 6-1 y 6-1. «Nos conocemos muy bien, somos amigos y será un partido duro».

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here