Empezó el Atlético de Madrid su andadura por la temporada 2019/20 y podría parecer que el equipo rojiblanco no se haya ido de vacaciones. La esencia permanece: el equipo ganó (0-3) y dejó su portería a cero contra el Numancia. Y los nuevos prometen. Los treinta minutos que duró Joao Félix sobre el campo fueron prometedores. Antes de que el luso fuera sustituido a la media hora con una contusión en la cadera, el público le dedicó más de una ovación.

El Cholo sorprendió con una alineación de lujo que fue muy celebrada por los aficionados que se dieron cita en Burgo de Osma: Oblak; Trippier, Hermoso, Savic, Lodi; Joao Félix, Marcos Llorente, Sául, Lemar; Morata y Diego Costa. Pese a todo, a los rojiblancos les costó entrar en el partido, pero finalmente lograron desarbolar al Numancia en el minuto 69, gol de Vitolo. Y eso que los sorianos realizaron un gran encuentro, organizados, centrados y bien posicionados, haciendo gala de eso que podríamos denominar como el control cholista.

Eso sí, a partir del gol, el equipo soriano se derrumbó y terminó siendo un juguete para el Atlético de Madrid. Los rojiblancos jugaron con más soltura al dominar en el marcador.

El segundo tanto fue obra del debutante Saponjic, que remató todo lo que pudo hasta que logró su objetivo. El delantero serbio demostró que el Cholo tiene un recambio claro para cuando alguno de los de arriba falte. Su lucha, entrega y remate pueden ser factores diferenciales en el poder ofensivo del equipo.

La guinda del buen partido atlético la puso Felipe Monteiro, otro de los que se estrenaban. Suyo fue el tercer y último gol. Un buen comienzo para una campaña que pinta bien. 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here