Tras la euforia llega la calma al Real Madrid… O no. Probablemente, no. Alguien que se sienta en el banquillo del Real Madrid soltó al aire a solo unos metros de mí una frase que se ve venir: “La próxima semana va a ocurrir una noticia bomba en el Madrid”. Está anunciado en A La Contra, que Florentino Pérez dio orden a sus generales de preparar un golpe de efecto para este verano de tal calibre que convulsione la plantilla y emocione al madridismo. Puede tener relación con Cristiano Ronaldo después de su desafío de salida del club o puede ser una maniobra independiente, pero lo que está en el ambiente es en firme: Neymar puede estar hecho.

Parece que Florentino ha vuelto a pisar el acelerador en torno a la contratación de Neymar. Esta es la auténtica realidad. Dicen en fuentes próximas al club que Cristiano lo sabe y de ahí su interés por cambiar de aires, precisamente con rumbo al PSG, pues al jeque propietario del club parisino sólo le calmaría su furia el recibir en su equipo al crack portugués. Cambio de cromos, en una palabra, con pagos de 200 millones de por medio. Es decir, cromos caros.

El rumor es muy fuerte en los círculos de agentes de futbolistas y el mercado se agita a mil por hora tras acabar la temporada. Precisamente el silencio aparente en torno a Neymar estaría provocado por ese ‘acuerdo’ con el jugador y su padre, que es protagonista importante en la película. Como apuntamos, hay quien se atreve a pronosticar en entornos profesionales del mercado del fútbol que con la posible y sorprendente salida de Cristiano o la más esperada de Gareth Bale llegaría de forma simultánea la inversión directa de 220 millones de euros por parte de Florentino en Neymar. No hay otro futbolista que cumpla los requisitos que persigue el presidente del Madrid. Quiere al mejor, al más mediático, al que además puede hacer daño en la conciencia al eterno enemigo azulgrana.

Hay que esperar algunos días, “una semana para una bomba”, para que saber el desenlace. Todo apunta a que no esperará el Madrid al arranque del Mundial para pegar el pelotazo en el mercado. Florentino quiere volver en agosto con los deberes hechos y con ese objetivo se trabaja de manera intensa en las oficinas del club, en la llamada T4 y también en Valdebebas (ya se han trasladado allí algunos despachos), mientras que los futbolistas disfrutan de sus cortas vacaciones antes de incorporarse a la disciplina de sus selecciones.

Los acontecimientos han de desarrollarse con rapidez en el Bernabéu, de forma especial el desenlace de la situación de Cristiano y Bale, y con ellos se marcará el banderazo de salida para la operación que podría convulsionar al planeta fútbol: la firma de Neymar por el Madrid. Hay que permanecer muy atentos a lasa próximas horas.

1 Comentario

  1. Me parecería un fichaje tremendo.Y si se marcha Cr aún mejor, así más dinero para reforzar otras posiciones. Otro que fichaba era a Thiago del Bayern ,aunque no sé si querrìa venir.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here