Jon Rahm despertó en la segunda jornada del Masters de Augusta para completar su mejor vuelta en un major y acabar el día con -4, siete golpes menos que el jueves. Un eagle, cuatro birdies y dos bogeys firmó en su tarjeta el número 3 del mundo. «He jugado a la perfección, muy confiado. Igual que el viernes, pero ahora las cosas han salido mucho mejor», resumió al terminar su jornada.

Pese a su excelente vuelta, Rahm está lejos de la cabeza, donde está instalado el estadounidense Patrick Redd, con -9, seguido del australiano Marc Leishman, -7.

Menos fortuna tuvo José María Olazábal, que por un solo golpe no pudo superar el corte, fijado en +5. Mucho más lejos quedó Sergio García, el ganador en 2017, que después de sus 13 golpes en el hoyo 15 el jueves cerró su participación en Augusta este año con +15.

Sí estará en las dos últimas jornadas Rafa Cabrero Bello, al que penalizaron sus errores en los últimos hoyos del día para hacerle caer hasta un global de +1 con el que iniciará el sábado.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here